Valparaíso

Valparaíso

24/10/2014

Escribir para nada, escribir para nadie

Ilustración Francisca Yáñez


Fesal Chain

Muchos años de escritura, demasiados años de escritura
pero la gente camina en su piel, en sus huesos
muchos años de escritura, pero la gente escribe en su piel en sus huesos
y nada más,
en toda mi vida no fui nunca a visitar a Nicanor, debería haber ido
para decirle que sus palabras se mezclan con el mar
que escribe en su piel en sus huesos en sus ojos en su lengua
para jugar con arena
y nada más,
que acabo de darme cuenta que nunca debí haber salido de ese mar
que me gustan mucho los pinos y la niebla de la playa y la novia blanca
que se me apareció caminando sobre ese mar en la noche de cannabis
que me cargan esos que andan dándose de padres por la vida
llenos de sermones, aunque me gustan los sermones del cristo de elqui
esos sí, que escribir es letanía y un diálogo con mis recuerdos, con mis anhelos
y nada más,
muchos años demasiado años perdido en la niebla y en los pinos
en los huesos y en los ojos y en mi lengua,
que soy esclavo, muchos años perdidos en la escritura, ganados en la sangre
para la historia he quedado para la historia, pa' la historia como dicen en la calle
es decir pal' gato, tirillento, embotado, tembleque, aterido,
castañeo de dientes
y nada más,
porque son demasiados años escribiendo para nada, para nadie
podría seguir construyendo el vacío y que me den grandes charlas
de auto ayuda
fuera de todo cristo
fuera de todo elqui
dentro de toda pesadumbre
como hormigón armado sobre el pecho
dejando a los tontorrones que se crean únicos
pero mi madre me susurra que siga
pues todas llegaremos a ser reinas
y nada más.




22/10/2014

Por la mañana


Fesal Chain

Por la mañana
el sol cae en picada
y Caetano o Ney Matogrosso
llenan la casa
los libros se caen del sillón
no hay estanterías ni las quiero
ni tampoco dejar de fumar
o dejar de tomar café en el país de las prohibiciones
en el país de lo políticamente correcto
en el país de la droga mercantil
de la vecina benzodiacepínica
en fin
por la mañana el sol cae en picada
como un gallo rojo sobre el grano
o como la gaviota sobre el cardumen
y Caetano o Ney Matogrosso
llenan la casa
los libros se caen del sillón
y vuelan.


20/10/2014

Ahí estás

Fesal Chain

Ahí estás leyendo libros y más libros
me dices que sólo interesa aquello que nos atañe
aquello que nos remueve
que construye nuestro mundo
y yo estoy de acuerdo
no sabes cuanto
pero crees que no lo estoy
lees a otro
te quedaste con una imagen mía y nada más
qué hago contigo?
quiero quitar el velo
que sepas que soy tú
que tú eres yo
y no se cómo
que hago conmigo?
Ahí estas leyendo libro tras libro
tus amigos te aburren
te aburre el descansar y trabajar
lo hiciste demasiado
has vivido tanto, tanto
has cumplido con los tuyos
y sin embargo
no sabes que hacer ahora
en estos tiempos del ocaso
y yo
no puedo dejar de soñar
en estos tiempos del ocaso
entonces solo a veces
solo algunos segundos del tiempo
nos encontramos.






15/10/2014

Los 50

Fesal Chain

Puta y recién a los cincuenta
uno se anda dando cuenta,
resulta entonces
que los cuarenta y nueve anteriores
sirven para eso.
Ciertas develaciones pero dolor en una pierna
qué paradoja cuando no te duele el cuerpo
te anda doliendo el alma
y cuando obtienes o logras o te viene
cierta lucidez
sientes hasta las uñas.
Caminas hacia la conciencia
con el ataúd al hombro
como el extraño personaje de un spaghetti western.
Te pones melancólico o lloras
o te ríes por nada y recuerdas a tu padre a la edad que tienes
escuchas canciones que no habrías escuchado jamás
y descubres a Lucho Gatica.
Puta, miras la casa amarilla y el palomar
quién lo diría y sin ser un viejo de mierda o verde aún
tu pupila se regocija más que la musculatura
nariz perfecta o cuello de cisne
o que sé yo
piernas.
Ya sabes de donde vienes,
lo que no hiciste y lo que hiciste
lo que jamás podrás lograr
y lo que te resta por obligación ontogénica.
Y sobretodo, sobretodo
ya sabes adonde vas
camino de mortal perfección
en plena conciencia.


11/10/2014

Discurso poético político

Fesal Chain

La única diversidad social
se asienta en la justicia
y la verdadera justicia
no es andarse dando piños sobre las cabezas
y dejarlas sangrando
sino conversar y trabajar juntos
recibiendo los frutos del trabajo mancomunado,
pues para discursos vacíos
mejor quedarse en la casa
tomando té o café
que para salir invitado a matar al prójimo
mejor detectar a los parásitos
de un lado y otro
a los dueños de los bancos
y a los que usufrutuan del estado,
para discursos vacíos
mejor rascarse la nariz con un palillo
sacándole las pulgas a mi gato.

No salgo demasiado

Fesal Chain

No salgo demasiado
no viajo sino desde la idea
no voy a encuentros sociales
ciertas mecánicas discursivas son pesadumbres
me basta con las mías
leo libros no folletos
hago pelotas de papel con los Atalaya
y los lanzo desde mi ventana
directamente a la cabeza hueca
del intruso que las puso por debajo de la puerta
o entre las piernas de la mujer de alma negra
no me rio a menos que sea por la radio
no me parece que las playas sean mas interesantes que los bañistas
a menos que la playa se bañe sola bajo el manto del mar de leche
no salgo demasiado
a menos que sea por un café,
un vaivén de caderas, un pintor o un poeta.

Poética


Fesal Chain

Nada tengo que hacer en el jardín del pequeño dios
ni en los terrenos de aquel Agustín tan mercurial como el primero
o en las manos de Aida-respinga-su nariz con los mapuche
que tomen el sol de la estética y se palmoteen la espalda
en sus casonas y revistas
yo vuelvo a las serranías
soy un bandolero
no un señorito de palacio.

Domingo

Fesal Chain

El Zorro en televisión
comer qué
cualquier cosa Catita, cualquier cosa
revuelta las sábanas y para qué aseo
para qué orden, para qué nada
hoy domingo es domingo
dejemos que disparen los vaqueros.
"Quiero que cantes y juegues
para lo que va a pasar,
es algo que hay que buscar
sin esperar a que llegue",
dejemos que el Pillán se suba a esta
nuestra cama.



1/10/2014

Cabezas


Fesal Chain


Muy bien
escribiré
como aquel que canta allá lejos
en la América que ustedes detestan
más bien lo re-crearé, a todo pulmón
no puedo cantar
ni tengo la voz de perro atrapado en un alambre púa
pero lo haré
pues todo lo que dice es muy cierto
y lo pondré de otro modo
la gente cree que sus cabezas
son geniales
pero no lo son
nada de eso
en la gusanería de la esquina
se venden cerebros para pescar tiburones
si, es cierto, muy cierto
y lo diré de otro modo
ahora todo al revés
lo que vale no vale y lo que no vale vale
y soy jesucristo gritando como mujer aterida de frio
y no como ustedes mentes ocurrentes no
he visto al diablo al blanco de sus ojos
sin respirar
ni transpirar
y soy la voz de aquel que ustedes detestan
en la América que ustedes detestan
y les diré de otro forma lo siguiente
a ver a ver si saben quien les habla
a traves de mi lengua semita
cabezas llenas de paja:
sopla el aire de estos tiempos, tonto como la política,
y como nosotros que creemos saber
sopla sopla a través de la tierra estancada en las paredes de las casas
a través de las cabezas útiles
para hacer máscaras
y nada más
y nada más
y nada más.



Palabras del pintor

Fesal Chain

Acá casi llueve
y el pintor me decía
"hay gente que te exaspera los nervios,
si fueras un asesino de máximo peligro
estarías en una cárcel aislado,
y como no tendrias abogado
tu única exasperación seria algún gendarme,
quizás uno solo.
Y podrías
escribir
tus poemas
en perfecta calma".





"Sobre la Ausencia" conversaciones clandestinas de Carlos Droguett e Ignacio Ossa Galdames

Fesal Chain


No se si Gabriel (Salazar) tendrá el texto, yo al menos lo acabo de encontrar en una calle de Valparaíso, "Sobre la Ausencia" conversaciones de Carlos Droguett e Ignacio Ossa Galdames. Son las transcripciones de una larga charla clandestina entre ellos dos a exactos 17 meses del golpe de estado. Como deben saber y si no lo saben, Gabriel Salazar, Premio Nacional de Historia, fue su gran amigo e invariablemente dedica sus libros a Ignacio Ossa, profesor de castellano de la Universidad Católica y militante del MIR, detenido el 20 de octubre de 1975, y asesinado cuando tenía 32 años. Y no sólo era profesor sino un escritor y un pensador, en propias palabras de Droguett. No en vano entrevista a quien fuese Premio Nacional de Literatura. Me gustaría saber si Gabriel lo tiene, me imagino que sí, y si no lo tuviese, regalárselo, y en cualquier caso conversar sobre este bello libro con él, como algunas veces lo hiciéramos en los patios interiores de la Universidad o en la calle, ahí frente a Escuela de Derecho de la Chile, en la plazoleta José Domingo Gómez Rojas, otro mártir de los pobres y explotados de Chile.


video

Perdidos en la noche


Fesal Chain

Intoxicados
mareados de esperanza
de monedas
ávidos de lugar
perdidos en la niebla
no ven acaso el espejo sin vuestra silueta?
sólo pinturas impresionistas en el vidrio
la guerra
la lucha de clases otra guerra
la violencia callada
sobretodo callada
son rondas para ustedes, niños
esparcidas por el pescador con garras
el de alas con pelambre de chivo
sobre vuestras cabezas
vacíadas de si mismos
perdidos en la noche de los tiempos.




28/9/2014

El ser de Chile y mi identidad

Fesal Chaín
Publicado: 17 septiembre, 2014 para SITIOCERO

Hace 30 años, cuando cumplí los 18, escribí una carta a quien yo consideraba mi mejor amigo en aquel entonces. Esta trataba de la influencia del Lobo Estepario en mí, o más bien dicho de la identificación que yo sentía entre la vida del personaje y mi vida. Nunca tuve respuesta de mi amigo. Era una carta casi delirante y ciertamente muy influenciada, más que por el libro mismo, por la enorme soledad que sentía en ese entonces. Vivía en una pensión de Valparaíso y había entrado a estudiar Pedagogía en Castellano erradamente, pensando que esa carrera ayudaría a mi vocación de escritor, que ya tenía clara al menos desde mis 14 años...Continuar leyendo en SITIOCERO





En el Café República

Fesal Chain

En Valparaíso tengo un lugar
una mesa entre dos árboles
que mira a las casas colgantes e imagina el mar
una mesa amarrada al suelo para no volar
el viento no sólo mueve las hojas o enfría la piel
arrebola los sentidos de aquella mujer
levanta al perro desde sus patas traseras
y arremolina el polvo que llega al cielo,
en Valparaíso tengo más que una mesa plagada de mosaicos
negros, verde musgo, y óseos como mi calavera
tengo un lugar, en este café
el mas porteño del puerto
en el más republicano de todos sus cerros.